31 de agosto de 2005

No use palabras prestadas...

Es abrumante escuchar por todas partes el uso de palabras prestadas...

He creado este espacio para que todo aquel que quiera, exprese su propia filosofía barata, pero propia, salida de su cabeza o corazón...

Espero generar adeptos.

Feliz vida!!

Orlando Ego (Aspirante a filósofo)

3 comentarios:

Zubel dijo...

Por años pese que, ciertamente, ya lo habá visto todo, pero una vez mas me doy cuenta
que la capacidad de sorprender de la raza humana parece no tener limites.
Así es como me encuentro con el Blog de uno de los personajes mas obscuros y siniestros
que han tenido lugar de encontrar su camino con el mio, el autodenominado autor de este pasquin:
"Orlando Ego"

Debo decirle a él y solo a él, porque dudo de la popularidad que este Blog pueda tener,
que su deseo de ser filosofo se ve afectado por su deseo de ser Ingeniero,
no hay un ingeniero filososfo así como no hay un filosofo ingeniero, ambas "profesiones" son mutuamente excluyentes
No porque el Ingeniero sea incapaz de razonar sobre lo bueno o lo malo o porque el filosofo no pueda construir algoritmos,
El problema radica en que ambas profesiones son muy absorbentes y si se quiere ser las dos cosas entonces
no se llegará ni al deseado nivel de mediocre en el área (palabra que en mi concepto no determina algo malo).

Y es aquí donde quiero llegar al punto, pues todo impuber promedio (y algunos puberes tardios) se enfrenta
a la pregunta "¿Qué voy a hacer con mi vida?". Dolor, terror asco!, el primer pecado es atentar contra la preciada ingenuidad de la niñez
con esta pregunta horrible. (cualquier niñ@ que vocifere tal sacrilegio deberia ser considerado adulto desde
ese momento y dejar que todo el peso de la ley le aplastace) y el segundo, tomar una decisión que atente contra los ideales.

Yo fui victima de la misma situación y tuve dos opciones la libertad y gozo de entregarme por completo al arte y
la musica (mi verdadera vocación) o arrojarme al infierno de la avaricia desenfrenada y mezquino amor al dinero que la ingeniería ofrece.
Por supuesto el dinero me sedujo con promesas de felicidad comprada y me dejé tentar por ese mundo vertiginoso y aparentemente lleno de satisfacciones

Y ahora no dispongo del tiempo que quisiera dedicar a otras actividades que me producen mucha más alegria, que sentarme 9 horas al día,
5 días a la semana a digitar líneas de código.

Por eso Le recomiendo a Orlando que si su vocación es la filosofía, heche al caño todo lo que sabe de ingeniería
y se retire para el campo a pensar la vida y a ser feliz, y evite el contacto con la mundana experiencia de ganar
bien a costa de renunciar a los sueños.

El Malo

Orlando Ego dijo...

Tengo sentimientos encontrados en cuanto a su comentario...
El primero, una inmensa alegría de ver por fin que alguien responde a mi blog, más aún sabiendo que viene de un semidios...
Lo segundo, darme cuenta de que en realidad me falta bastante para salir de la mediocridad, tanto como ingeniero, como de filósofo...
En ninguna de los dos aspectos me siento cómodo, pero con paso lento (mucho diría yo)pero firme voy avanzando... el dinero, no me preocupa, porque no lo tengo. El hecho de tener amigos es más que razón suficiente para seguir en el mundo. La otra razón para hacerlo, es 'incomodarle' la vida a los demás; entiéndase incomodar tan solo como el acto de hacer presencia y estorbar...

Gracias malo por su aporte, en adelante puede ser más agresivo aún!!!

Orlando Ego dijo...

Tengo sentimientos encontrados en cuanto a su comentario...
El primero, una inmensa alegría de ver por fin que alguien responde a mi blog, más aún sabiendo que viene de un semidios...
Lo segundo, darme cuenta de que en realidad me falta bastante para salir de la mediocridad, tanto como ingeniero, como de filósofo...
En ninguna de los dos aspectos me siento cómodo, pero con paso lento (mucho diría yo)pero firme voy avanzando... el dinero, no me preocupa, porque no lo tengo. El hecho de tener amigos es más que razón suficiente para seguir en el mundo. La otra razón para hacerlo, es 'incomodarle' la vida a los demás; entiéndase incomodar tan solo como el acto de hacer presencia y estorbar...

Gracias malo por su aporte, en adelante puede ser más agresivo aún!!!